Yo los haré descansar.

El alma insatisfecha es un duelo con la vida que parece no tener fin… Es el no estar conforme con lo que hasta ahora, es el resultado de nuestra vida, ya sea por nuestras propias decisiones del pasado como también lo que alguien pudo haber hecho con nosotros en tiempos de vulnerabilidad.

Es una “depresión” permanente que no termina de hundirnos y qué nos resignamos a querer salir de ella por nuestros propios medios, muchos porque no conocen la salida y otros porque optaron por el camino más fácil, que es dejar de hacer “presión”.

La depresión es la falta de “fuerza”. Donde una persona con estima sana, permanentemente hace “presión/fuerza contra la corriente” para seguir, es una lucha constante que todos, absolutamente todos los seres humanos hacemos desde que nacemos hasta que morimos.

El problema es cuando no aprendemos del dolor lo que nos quiere enseñar, las personas le huyen al dolor, sin saber que es de la única forma que vamos a aprender. El sufrimiento nos hace mejor persona, el tener la consciencia de muerte (lease) hace que veamos que esto se puede acabar en cualquier momento, que a mi ser amado tal vez mañana no lo tenga, que hoy tengo que disfrutarlo, que no voy a esperar tener todo solucionado para pensar que recién ahí puedo pedir perdón y perdonar, que no hay tiempo para perder el tiempo, entonces amamos mas, peleamos menos, valoramos lo realmente importante y hasta disfrutamos de ser feliz en medio del dolor.

Es normal, sano y tenemos el deber y el derecho de canalizar nuestro dolor por medio del llanto, de la tristeza o como usted lo crea necesario, el tiempo que cada uno sienta que es suficiente para aliviar el peso del alma, sin importar lo que digan los demás.

Mientras el alma este dentro nuestro, quiere decir que aún estamos vivos. “Y aconteció que al salirsele el alma (pues murió)” Génesis 35:18

Pero luego dice la Biblia: “Mientras haya vida, hay esperanza” Eclesiástes 9:4 Estos dos versículos sintetizan todo. Por más valederos que sean sus motivos, usted tiene la posibilidad de volver a disfrutar la vida.

En nuestras manos está la decisión de que ciertas cosas permanezcan toda la vida o no. Tampoco es lo mismo vivir que sobrevivir con la agonía que se apoderó de nuestro corazón, de nuestra mente.

Un alma insatisfecha puede acompañarnos por siempre si así lo permitimos, no puede haber una separación mientras respiremos.

Usted no recuerda o no sabe o tal vez no lo crea pero hubo alguien que murió por usted, por mi… “Reutilizando” el dolor para tocar nuestro corazón y solo así transformar nuestras vidas.

Nunca nadie dijo que sería fácil pero dijo Jesús: Estas cosas les he hablado para que en Mí tengan paz. En el mundo tendrán aflicción; pero confíen en mi; Yo he vencido al mundo” Juan 16:33

¿Que no esta diciendo Jesús con esto? Que todos tendremos tristezas, que no hay excepciones, pero también hay una promesa, que por medio de El saldremos victoriosos, que por medio de El volveremos a tener esperanza.

Que la desesperanza pese menos cuando hay una promesa de parte de Dios,Tú cambiaste mi tristeza y la convertiste en baile.
Me quitaste la ropa de luto y me pusiste ropa de fiesta” Salmos 30:11

¿Realmente usted cree que usted es único que está herido? Todos alguna vez pasamos por ello, pero el gran logro es saber que la agonía de nuestra alma insatisfecha puede durar poco. Y el secreto esta en este versículo: “Ustedes viven siempre angustiados y preocupados. Vengan a mí, y yo los haré descansar”. Dijo Jesús.

Ser Mejor.

-La Biblia nuestro manual de instrucciones. Medicina preventiva para nuestra vida.

Dios le bendig

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.