Si usted quiere cambiar… Lea este artículo.

¿A quien no le gustaría cambiar? Yo creo que la gran mayoría de los que lean este articulo, anhelaría poder cambiar, ser mejor en todos los ámbitos de la vida, corregir lo que hemos venido haciendo mal desde hace años, recuperar lo que hemos perdido, desde cosas materiales como lazos familiares, que esto ultimo es lo que afecta la gran mayoría de las personas. Recuperar esa autoridad que hemos perdido normalmente por inmadurez y como consecuencia irresponsabilidad donde la “metida de pata” ha sido tan grande que ya se ha resignado y pareciera no tener retorno.

Que triste es vivir una vida sin esperanzas, donde los errores del pasado sacan factura cada vez que pueden, donde pasan los años y se arrastra el pesar de las malas decisiones del ayer. Que triste es creer que nada puede cambiar, que ese fue su destino y hay que aceptarlo.

Se que muchos de los que leen no creen en Jesús como lo hago yo, y que continué leyendo es para mi un verdadero honor, y una gran alegría… pero es ahí justamente “el pequeño” detalle que marca la diferencia entre los que seguimos y amamos a Cristo y los que no lo conocen como el Dios todopoderoso que es. Imagínese que si lo que yo digo no fuese cierto, seria una perdida de tiempo de tal magnitud, seria de una inmensa ignorancia de mi parte sin precedentes, y encima seria una mentirosa. Pero si me tomo el trabajo de escribir esto es justamente porque el agradecimiento que tengo con Dios es tan grande que haga lo que yo haga nada sera suficiente para devolver ni un poco del milagro de mi vida y la de la gente que me rodea.

Cuando la imagen habla de “las ganas de cambiar”, esta hablando realmente de ese entendimiento que hace poner a un ser humano los pies sobre la tierra, de ese cambio que quita la venda de los ojos, que ahora permite ver lo que antes no veía, mirar para atrás y darnos cuenta que hemos cavado nosotros mismos nuestra propia “tumba”. Y llega el momento cuando reconocemos que hemos obrado mal, que tiene que haber un verdadero cambio de mentalidad radical y cuando llega ese momento en que usted se ha arrepentido, es ahí cuando Dios puede hacer algo impensado en usted. Dice en Romanos 12.2 “Y no vivan ya como vive todo el mundo. Al contrario, cambien de manera de ser y de pensar. Así podrán saber qué es lo que Dios quiere, es decir, todo lo que es bueno, agradable y perfecto”.

No estamos hablando de personas “puritanas o santas” estamos hablando de personas  reales, los defectuosos, los imperfectos, esos son los escogidos por Dios y no lo digo yo, lo dice su bendita palabra en 1 Corintios 1.28 “Dios ha escogido a la gente despreciada y sin importancia de este mundo, es decir, a los que no son nada, para anular a los que son algo”.

Mientras no haya un arrepentimiento de corazón, mientras usted no se humille y reconozca que ha errado, usted puede hacer todos los rituales que quiera, los sacrificios a vírgenes, a santos a quien quiera, puede dejar de comer carnes rojas en Pascuas, tatuarse el rostro de Cristo y rezar 20 “padres nuestros” etc etc que nada, absolutamente nada cambiara, porque la única verdad esta en la Biblia, el secreto esta en obedecer sus mandamientos, reconocer que solo Jesús es nuestro salvador y buscar incansablemente de Él y le puedo asegurar que usted vera el milagro con sus propios ojos. Solo Dios le puede devolver el tiempo perdido y restaurar lo que hoy esta dañado.

Dios no necesita de sus sacrificios, con la crucifixión de Jesús, todo otro sacrificio quedo anulado, no tienen poder, no le sirven a Dios. Cuando Jesús murió, lo hizo por todos y solo eso fue suficiente para que hoy podamos ser transformados y libres.

Dios le bendiga.

Si está de acuerdo y quiere ver el poder de Dios sobre su vida, le invito a hacer esta oración de Fe.

¡Gracias Señor por abrir mis ojos y por hacerme libre. Jesús, hoy te recibo en mi corazón como único y suficiente salvador de mi vida. Reconozco que te necesito, que soy pecador y ahora me arrepiento y te pido perdón. Señor anota mi nombre en el libro de la vida y guarda a mi familia. Amen

“La Biblia es nuestro manual de instrucciones. Es medicina preventiva para nuestra vida”

Ser Mejor facebook

Ser Mejor instagram

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.