Ayudar a tener una estima sana.

Normalmente quienes tenemos este tipo de comportamientos somos, en su gran mayoría, las mujeres, las madres, siempre tratamos de hacer nosotras todo lo que nuestros hijos podrían hacer sin ningún tipo de inconvenientes, pero “como nadie lo hará mejor que nosotras” es que preferimos quitarle esa actividad a los maridos o niños y encargarnos nosotras mismas.

Todos sabemos lo que significa una madre para un hijo y el poder de influencia que ejercemos en ellos y lo decisivas que son nuestras decisiones sobre los niños desde el momento en que nacen.

Nosotros muchas veces pecamos por ignorancia, queremos ayudar de las personas y al final les terminamos haciendo un daño. El quitarle a una persona (adulto o niño) la posibilidad de ser resolutiva es cuando los limitamos, estamos incorporando en su pensamiento que son “incapaces” de hacer algo por sus propios medios. Cuando en realidad nuestra función por amor hacia los demás es “enseñar” para que resuelvan su vida de la mejor manera posible, ya sea pensando y actuando, porque nosotros no estaremos toda la vida para hacer por ellos, lo que ellos mismos pueden hacer por sus propios medios.

En la biblia dice exactamente esto: “Cada uno de ustedes ha recibido de Dios alguna capacidad especial. Úsela bien en el servicio a los demás”. 1 Pedro 4:10 No existe ser humano inútil, existen seres humanos cómodos, vagos pero ninguno inútil, y que una persona sea así o no depende exclusivamente de que le enseñemos todo lo que ellos mismos puedan realizar acorde a sus edades. Todos somos capaces de hacer lo que nos propongamos, ninguno de nosotros ha nacido sabiendo, y nuestro deber es solo enseñar como se realizan las cosas, usted enseñara lo que ha aprendido hasta hoy, otros enseñaran lo que también han aprendido y así sucesivamente, de eso se trata la vida.

Cuando nosotros hacemos por alguien lo que esta persona si podría hacer sola, lo estamos anulando, lo estamos atrasando, lo estamos haciendo dependiente de alguien o de algo y mientras mas independiente seamos, las libres seremos y mas resolutivos y en un hogar todos salen beneficiados. Claro que siempre estamos hablando de actividades de la vida cotidiana, laboral, de estudios etc.

Enseñar a un hijo/a a fregar las platos, a planchar, a hacer su cama, etc etc (así lo haga mal) le esta enseñando a que esta persona tiene las mismas cualidades que usted de valerse por si mismo, lo prepara para su aldutez, con algo tan simple como esto, usted convierte poco a poco a la otra persona en una persona útil, hábil, nada y nada menos, algo tan importante para un ser humano, tener una estima sana.

Dios le bendiga.

Si está de acuerdo y quiere ver el poder de Dios sobre su vida, le invito a hacer esta oración de Fe.

¡Gracias Señor por abrir mis ojos y por hacerme libre. Jesús, hoy te recibo en mi corazón como único y suficiente salvador de mi vida. Reconozco que te necesito, que soy pecador y ahora me arrepiento y te pido perdón. Señor anota mi nombre en el libro de la vida y guarda a mi familia. Amen

“La Biblia es nuestro manual de instrucciones. Es medicina preventiva para nuestra vida”

Ser Mejor facebook

Ser Mejor instagram

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.